Con la idea de mantenerse actualizada en el segmento de camionetas medianas, Honda introduce algunos cambios interesantes en la Ridgeline, pick-up cuya segunda generación se lanzó a finales del 2016 pero que por el momento no vimos en Argentina.


Las principales variantes que la marca japonesa le impuso a la «chata» están centrados en su diseño y en su oferta de equipamiento, incluyendo un paquete off-road con el que gana actitud. También recibió modificaciones en el interior y seguridad. Veamos cada uno de los desarrollos hechos.


Honda Ridgeline 2021: Exterior



Lo más destacado de la renovada Ridgeline es su nuevo frente, que incorpora:


  • Capot más abultado.
  • Guardabarros más cuadrados.
  • Luces con nuevo diseño y tecnología LED.
  • Parrilla mucho más grande y prominente. En su parte superior una gran barra une ambos grupos ópticos.
  • La mencionada barra es cromada en las versiones RTL y RTL-E y negra brillante en las Sport y Black Edition.
  • El paragolpes es más aerodinámico y suma entradas de aire para reducir la turbulencia de los guardabarros. 

Atrás también hay cambios, al sumar un paragolpes rediseñado y una nueva salida de escape doble. Además, todas las versiones cuentan con flamantes llantas de 18″, cuyo diseño les permite ganar en los ejes 20 mm de ancho.


Honda Ridgeline 2021: Paquete HPD



El departamento deportivo de Honda en Estados Unidos (Honda Performance Development) preparó un kit especial para quienes buscan un look más de pista. Se ofrecerá en todas las versiones de la Ridgeline e incluirá:


  • Parrilla con otro diseño.
  • Molduras negras sobre los guardabarros.
  • Llantas de color bronce. 
  • Decoración especial en la caja de carga.

Honda Ridgeline 2021: Interior



Si nos vamos al habitáculo, la Ridgeline presenta un sistema multimedia cuya una interfaz gráfica es nueva y mucho más legible, con comandos fáciles de usar y una perilla física para el volumen. Además:


  • Todas las versiones incorporan costuras blancas que contrastan con los asientos.
  • Los modelos Sport incluyen una nueva tapicería con detalles especiales.
  • Las variantes Sport, RTL y RTL-E suman terminaciones decorativas en las consolas (principal y central) y el volante.

Por otro lado, se mantiene el suelo plano y los asientos plegables, característica que le entrega mucha versatilidad al habitáculo. Lo mismo podemos decir de la caja de carga, que mantiene sus características más llamativas. A saber:


  • Portón trasero con apertura dual.
  • Compartimiento plástico oculto bajo la plataforma (con tapón).
  • Revestimiento Bedliner fabricado en un compuesto reforzado con fibra de vidrio. Es altamente durable.

Fiel a su perfil recreativo, en sus versiones más equipadas la pick-up presenta cuatro «excitadores» acústicos, que utilizan la parte trasera como caja de resonancia, ideal para escuchar música al aire libre.


Honda Ridgeline 2021: Seguridad



Como la estructura de la Ridgeline es la misma, su seguridad mantiene un nivel alto. De hecho, esta es la camioneta más segura de su segmento en Estados Unidos gracias a su carrocería monocasco. De serie cuenta con el kit de asistencias Honda Sensing, que contempla:


  • Alerta de colisión frontal con frenado automático.
  • Asistente de mantenimiento de carril.
  • Mitigación y alerta de abandono de carril.
  • Control crucero adaptativo.

Honda Ridgeline 2021: Tren motriz


En este aspecto la Ridgeline no presenta novedades. Se conserva el motor V6 de 3.5 litros SOHC i-VTEC con inyección directa y administración variable de cilindros, que desarrolla 280 CV y 350 Nm de torque, y que en varias de sus versiones se asocia a un sistema de tracción a las cuatro ruedas inteligente (con cuatro modos y torque vectoring, AWD + I-VTM4). En cuanto a la transmisión, presenta una caja de nueve relaciones.


Fabricada en la planta estadounidense de Alabama, la Honda Ridgeline comenzará a venderse en el mercado del país del norte en 2021, para luego expandirse a otros mercados.


¿Qué te parece la actualización de la Ridgeline? ¿Te gustaría que llegue a Argentina? ¡Contanos! 




Source link